MOVIMIENTO FAMILIAR CRISTIANO

Diócesis de Cádiz y Ceuta
(Asociación Pública de la Iglesia Católica)
mfamiliarcristiano@gmail.com
http://www.mfccadiz.blogspot.com/

27 febrero 2011

26 marzo VIA CRUCIS POR LA VIDA en Cádiz 19,30 h.


26 MARZO
DIA INTERNACIONAL POR LA VIDA

EN CÁDIZ

CONCENTRACIÓN

VÍA CRUCIS POR LA VIDA

RECORRIDO POR EL PÓPULO

CON LA CRUZ DEL PAPA Y EL ICONO DE MARÍA
DE LAS JORNADAS MUNDIALES DE LA JUVENTUD


SÁBADO 26 DE MARZO A LAS 19,30


(Inicio en la Parroquia de Santa Cruz a las 19,30 h.)

2 comentarios:

Alonso Gracián dijo...

Gracias por esta iniciativa, fruto de la Gracia. Una iniciativa verdaderamente cristocéntrica, bíblica y tradicional. Hemos luchado por la vida como luchan los que han sido renovados por la Sangre Divina del Señor: sobrenaturalmente.

Este Vía Crucis va a marcar un antes y un después en la Iglesia de Cádiz y Ceuta.

Porque ha hecho comprender que hemos de poner toda nuestra confianza en el Señor, que sin Él no podemos hacer nada bueno (Jn 15, 5) y que Él y sólo Él es nuestra Salvación, y la salvación para todos los males que afligen a nuestra sociedad.

Fue una tarde/noche de fervorosa oración de petición, nos portamos como hijos de Dios, que todo lo esperan de su Padre y nada fían en sus propias fuerzas ni en sus programas humanos.

Pues sólo de Él viene nuestra salud.

Este Via Crucis es el comienzo de un renovación sobrenatural para nuestra diócesis. Tenemos que ser instrumentos de la Gracia, para que nuestra diócesis resurja en la verdadera vida en el Espíritu.

Un abrazo muy fuerte en Cristo, desde María Inmaculada

Longinos dijo...

Estoy de acuerdo con Alonso. Lo que ha pasado es un ejemplo del don de ciencia: el Espíritu Santo os ha movido a esa acción, no tras grandes reflexiones, sino que os ha hecho reaccionar en el momento y ver la ocasión. Es lo que llamamos visión, el don que necesitan los líderes cristianos. El don que necesitó David para presentarse a luchar ante Goliat, o Judit, para internarse en el campamento de Holofernes.

Nuestro obispo, don Antonio, dice siempre, citando la Escritura: "algo nuevo está surgiendo: ¿no lo notáis?"

Pues yo lo noto también, desde hace poco. Es una verdadera renovación de la Iglesia. Apenas se ve aún, pero está ahí produciéndose. El secularismo y la vergüenza de proclamar a Cristo, de "evangelizar" sin nombrarle, de disimular el fervor para no parecer beatos, de ser cristianos evitando a toda costa el "ridículo", se está cayendo como una costra. Seguramente dolerá un poco, pero es inexorabe. ¡Gloria a Dios!